Hortalizas: Hoy vamos de compra

Es probable que mañana tengas que reponer tu reserva de la semana. O te pase como a mí, que me mandan a la verduleria con la lista. y la advertencia: “traé todo en buenas condiciones, que no te den nada en mal estado”. Parece que fuera a comprar un auto usado.
En cualquier caso, es una gran ayuda contar con un instructivo, que nos ayudadrá a seleccionar correctamente las hortalizas que llevaremos a casa en la próxima compra.
Imperdible documento!!

Hortalizas
RECOMENDACIONES PARA LA COMPRA

Acelga Elegí ejemplares con tallos y hojas firmes, sanas y brillantes, y con hojas de color verde uniforme. No a las hojas muy muy grandes, ásperas, de color verde amarillento y con tallos fibrosos (durísimos).

Ajos Seleccioná cabezas firmes, sin brotes o retoños verdes y con una envoltura seca. Mejor las cabezas pequeñas, compactas y pesadas. evitá los amarillentos y huecos, ya que son señal de envejecidos.

Apio Optá por los que sean compactos en la forma, con tallos firmes y crujientes y hojas de color verde. Evitar lo que estén blandos, con manchas y puntos secos, con tallos o ramas superiores de color blanco.

Berenjenas Que sean de color uniforme, cáscara lisa y brillante, pesadas para su tamaño y firmes. No lleves las que tengan manchas, piel arrugada o fláccida. Las de gran tamaño pueden ser amargas. Un truco del médico: para saber si la berenjena está bien madura consiste en hacer una ligera presión con los dedos sobre la piel. si los dedos dejan huella, la berenjena está madura.

Brócoli Escogé racimos pequeños y compactos, de color verde-morado brillante y el tallo firme. Escapá de esos que tengan las flores abiertas, blandos, color amarillento, empapados en agua y tallos leñosos.

Calabaza Seleccioná aquellos ejemplares firmes, con piel intacta y preferiblemente conserven su rabo o pedúnculo. Las de tamaño mediano, ya que las más grandes tienen la carne más amarga. Rechazá aquellas muy pesadas, sin brillo y piel dura o áspera.

Cebolla Llevate las firmes, sin partes blandas o brotes y cuello bien cerrado. Rechazá las húmedas, con zonas verdes o manchas oscuras, o cuello muy blando. Esto indica que están pasadas o todavía están sin formar.

Coliflor Elegí las cabezas limpias, firmes, compactas, pesadas para su tamaño y con hojas verdes y tiernas. Evitá aquellas con manchas de color café.

Espinaca Seleccionás aquellas con un color verde, brillante y uniformes, de aspecto fresco y tierno, y fragancia fresca y agradable. Descartá las hojas que están marchitas, dañadas y/o manchadas. no es recomendable elegir aquellas con hojas ásperas, tallo fibroso o cuyo color haya perdido intensidad.

Lechuga Comprá aquellas con un color verde brillante, de apariencia fresca y crujiente. Escapales a las marchitas, con signos de pudrición (viscosidades), manchas, con las puntas de las hojas quemadas o los bordes de color pardo.

Pepino Seleccioná aquellos que estén firmes, de color verde intenso y sin partes blandas. Ninguno que tenga manchas amarillentas, demasiado anchos, extremos resecos, color poco lustroso, tono amarillento. Los ejemplares de tamaño grande suelen tener un sabor más amargo, una textura más blanda y muchas semillas duras.

Morrón Escogé los que estén carnosos, con la piel lisa y lustrosa, pesados para su tamaño, y con el tallo fresco y verde. evitá aquellos con zonas hundidas, arrugas, puntos negros, magulladuras, partes acuosas y/o poco firmes.

Repollo Optá por los de cabezas compactas, firmes, crujientes, pesados para su tamaño, con hojas verdes y tiernas. evitá aquellos con daño, que huelan demasiado fuerte, con un núcleo seco, partido, viscoso o leñoso y/o con hojas marchitas

Tomates Fijate en aquellos con pieles suaves, libres de magulladuras, grietas o imperfecciones. Si seleccionás los maduros, escoges los de color rojo vivo, piel lisa y que se sientan blandos al tacto. Para el tomate menos maduro, elegís los más firmes y de color rosado cercano al rojo. Evitá los ejemplares demasiado blandos y/o muy maduros.

Zanahorias Seleccioná aquellas de color naranja intenso, brillante, piel suave, bien formadas y sin raicillas laterales. Evite aquellas blandas, poco firmes, fláccidas y/o con manchas.
Papas Preferí llevar aquellas firmes, lisas, con pocos ojos y sin manchas, sin brotes, sin puntos blandos ni coloraciones verdosas

Zucchinis Vas a elegir aquellos que sean firmes al tacto, brillantes, pequeños o medianos, sin manchas en la piel y pesados para su tamaño. No adquieras calabacitas que posean muescas o moretones en su piel, con puntos débiles. Es recomendable rechazar calabacines grandes porque suelen tener demasiadas semillas y una carne menos tierna.

DoctorUgarte
Contacto: eldoctorugarte@gmail.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s